318 personas contrajeron el Acuerdo de Unión Civil en Atacama durante los primeros 7 meses de su puesta en marcha

logitoEl 86 por ciento corresponde a parejas heterosexuales y sólo 5 han puesto fin al vínculo.

El 22 de octubre de 2015 se inició la puesta en marcha del Acuerdo de Unión Civil (AUC), una iniciativa impulsada por la presidenta de la República Michelle Bachelet, quien destacó la promulgación de una “ley que reconoce y fortalece el vínculo de la convivencia, tanto entre parejas del mismo sexo como entre un hombre y una mujer”.

A 7 meses de su implementación (al 22 de mayo), a nivel nacional 5.549 parejas han contraído el AUC. De esa cifra, un 74 por ciento corresponden a parejas heterosexuales.

En la Región de Atacama, el total de AUC celebrados al 22 de mayo llega a los 159. 137 de esos vínculos fueron entre parejas heterosexuales, mientras que respecto del resto de los acuerdos, 10 fueron suscritos entre mujeres y 12 entre hombres.

Al realizar el balance, la directora regional del Servicio de Registro Civil e Identificación, Lucy Cepeda Acevedo, expresó que “la lectura que como institución hacemos de las cifras, es que con el AUC hemos dado una real alternativa a quienes por distintos motivos no optaban por el matrimonio civil y ello se ve reflejado en que mayoritariamente parejas heterosexuales son las que están optando por este pacto”.

El seremi de Justicia en tanto, Freddy Arancibia Figueroa, destacó que “como Gobierno, con el AUC terminamos en parte con la discriminación hacia las parejas del mismo sexo, que no tenían alternativa para tener una unión que le dé garantías y derechos, y esto está en línea con la política de igualdad que ha implementado la presidenta Michelle Bachelet”.

En cuanto a términos de AUC en la región, al 22 de mayo se registraron tan sólo 5 finalizaciones del vínculo.

Envía esta noticia por Whatsapp
Leer entrada anterior
Abiertas postulaciones a Fondo de Vivienda Concursable 2016 de División Salvador

Beneficio es para trabajadores contratistas y subcontratistas.

Cerrar