Ventas de viviendas caen un 29% en Copiapó

logitoDurante el trimestre diciembre-febrero hubo descenso en la comercialización de unidades habitacionales con respecto al período septiembre-noviembre.

Por su parte, en los últimos meses del año se exhibió una importante dinámica en la aprobación de permisos de edificación, influenciados por proyectos de viviendas relacionados al DS-116.

Según el último Informe Inmobiliario de la Cámara Chilena de la Construcción Copiapó, realizado por su área de Estudios, hay actualmente 14 proyectos habitacionales en ejecución (venta y/o construcción) en la capital de Atacama. En este contexto, en el trimestre diciembre-febrero se registraron 119 unidades comercializadas (de las cuales el 50% son casas) y un stock de 896 viviendas a disposición, un 4% menos que el trimestre anterior, lo que arroja un promedio para agotar stock de 26,3 meses.

En cuanto al comportamiento de las ventas, se observa un descenso con respecto al trimestre inmediatamente anterior, de alrededor de un -29%.

“Hay varios factores que influyen en esta dinámica; primero que nada está la compleja situación económica que está viviendo la región, marcada por la baja en la actividad minera, lo que poco a poco está sintiéndose en los índices de desempleo; segundo, hay más dificultades para el acceso a créditos, lo que seguramente se irá complejizando debido a la aplicación del IVA a la vivienda por la reforma tributaria; y, tercero, la falta de terrenos para construir en Copiapó, hacen que estos tengan valores muy elevados y finalmente impacten en el consumidor final”, explica Yerko Villela, Presidente de la CChC Copiapó.

En cuanto a los permisos de edificación aprobados, hubo un aumento significativo en los meses de noviembre y diciembre de 2015, tanto que concentran el 50,8% de la aprobación total durante el año pasado. Según el informe de la CChC Copiapó, esto se debe particularmente a unidades habitacionales vinculadas al Programa de Reactivación Económica e Integración Social (más conocido como DS-116).

Yerko Villela destaca esta iniciativa público-privada, sobre todo porque “en alguna medida han aportado a mitigar el déficit habitacional de la zona”, aunque precisa que este iniciativa es particular y que lo que se necesita para el futuro es “contar con un plan regulador comunal actualizado, que permita dar un desarrollo urbano sostenible a nuestra ciudad en el largo plazo, lo que ha adquirido mayor urgencia tomando en cuenta lo que pasó durante los aluviones, que en definitiva fue desnudar el crecimiento poco orgánico que han tenido nuestras urbes. Y este trabajo no puede seguir siendo un misterio, sino que se deben conocer los avances”.

Departamentos hasta 3 mil UF siguen siendo los más cotizados

En el trimestre diciembre-febrero, los departamentos de entre 1.000 a 2.000 UF y entre 2.000 a 3.000 UF concentran más del 80% de la oferta y presentan la mayor cantidad de ventas: el 74% dentro del período catastrado. Se destaca particularmente el segmento que va entre 1.000 y 2.000 UF.

Para el caso de los metros cuadrados, la oferta más significativa está en el tramo entre los 51 y 60 m2 y las comercializaciones más dinámicas entre los 61 y 70 m2. En este sentido, en ambos casos la tipología de 3 dormitorios y un baño sigue siendo la más demandada en Copiapó.

Cabe agregar, que el stock de casas nuevas está prácticamente agotado.

Contexto económico y confianza de los consumidores

Uno de los signos que revelan la desaceleración económica que vive la región, según la CChC Copiapó, es que entre los años 2014 y 2015 bajó un 3% la inversión en proyectos inmobiliarios, tomando como referencia la aprobación de permisos de edificación y no el gasto completo de las obras, donde estos números podrían verse incluso ampliados.

En este sentido, la baja en el precio de los commodities, que ha mermado la actividad minera, ha incidido en este escenario, tomando en cuenta que según la Corporación de Bienes de Capital (CBC), existe una correlación de un 98,87% entre inversión en minería y construcción.

El Presidente de la CChC Copiapó, Yerko Villela, comenta que este es un factor que ha golpeado a una región minera como Atacama, pero que también hay otras situaciones que son parte de esta desaceleración y que deben tomarse en cuenta. “Como mostró el último Informe de Política Monetaria (IPoM), la baja en las confianzas y expectativas ha afectado la inversión y el consumo, por lo que los factores internos han impactado en gran medida en esta desaceleración”, comenta.

Según el Índice de Percepción de Economía (IPEC), estudio realizado por Adimark en su versión de febrero, la confianza de los consumidores completó 21 meses en terreno pesimista.

Envía esta noticia desde tu celular por Whatsapp
Liberan loros tricahues recuperados con ayuda de la comunidad

Una buena noticia para la conservación de la fauna silvestre de Atacama tuvo lugar esta semana, luego que cuatro ejemplares...